28 Maneras de No Complicar Tus Relaciones

maneras-no-complicar-relaciones

“La vida es realmente simple, pero insistimos en hacerla complicada”.
—Confucio

Cuando le pregunté a mi abuelo hace un millón de años por un consejo sobre una relación, dijo:

“Honestamente, en el momento en que dejé de intentar encontrar a la mujer adecuada y comencé a tratar de convertirme en el hombre adecuado, tu abuela se me acercó y me dijo: Hola!.'”

Este pequeño consejo cambió de inmediato la forma en que me traté a mí mismo y a los demás.

De hecho sentó las bases de todas las relaciones saludables que he cultivado a lo largo de los años.

La conclusión es que cada una de nuestras relaciones comienza dentro de nosotros.

Cuando nos complicamos, no complicamos nuestras interacciones con los demás.

Cuando dejamos de hacer las cosas incorrectas y comenzamos a hacer las cosas correctas, nuestras relaciones se vuelven mucho más fáciles.

Lo que significa que es hora de:

#1. Deja de mirar a los demás por el amor y el respeto que solo tú puedes darte. 

La autoestima y la autovalía. Hay una razón por la que los dos empiezan con la palabra”auto”.

No puedes recibirlos de nadie más.

#2. Empieza a aceptar y aceptar tus defectos. 

Una vez que hayas aceptado tus defectos nadie podrá usarlos en tu contra.

  • ¡Ámate a ti mismo!
  • ¡Perdónate a ti mismo!
  • ¡Aceptate a ti mismo!

Tú eres TÚ y ese es el principio y el final … sin disculpas, sin arrepentimientos.

#3. Deja de competir y comparar cada segundo. 

Da un paso a la vez y no compares tu progreso con el de otros. Todos necesitamos nuestro propio tiempo para viajar nuestra propia distancia.

Recuerda esto, y dale a otros el espacio para hacer lo mismo.

#4. Comienza a dejar que otros sean exactamente quienes son.

Recuerda, una gran relación se trata de dos cosas: primero, apreciar las similitudes, y segundo, respetar las diferencias.

#5. Deja de ser insensible. 

Siempre sé más amable de lo que sientes. Sí, sé muy amable de lo necesario. Nunca se sabe lo que alguien está pasando.

Si no puedes decir una palabra amable, no digas nada en absoluto.

#6. Comienza a mostrar tu amor. 

No solo lo digas. Deja que tus acciones hablen también. Mostrar a alguien que te importa es maravilloso, y es fácil.

A veces el acto de amor más pequeño puede ocupar el mayor espacio en el corazón de alguien.

Para hacer feliz a alguien, dale tres cosas: atención, afecto y aprecio.

#7. Para de juzgar. 

Cuanto más juzgas, menos ves y menos amas.

Es fácil mirar a las personas y hacer juicios rápidos sobre ellas, su presente y su pasado, pero te sorprendería el dolor y las lágrimas que esconde una sola sonrisa. Lo que una persona le muestra al mundo es solo una pequeña punta del iceberg oculto a la vista.

Y la mayoría de las veces, está llena de grietas y cicatrices que llegan hasta la base de su alma.

Nunca juzgues. Aprende a respetar y reconocer los sentimientos de otro.

#8. Comenzar a actuar sabiendo que haces una diferencia. 

Se te necesita. Tú importas. Siempre ve más allá de los que más te necesitan.

En un mundo lleno de personas a las que no podría importarle menos, sé alguien que no podría importarle más.

#9. Deja de dejar que una nube oscura destruya todo el cielo. 

No te preocupes por las cosas pequeñas hoy. No dejes que las pequeñas frustraciones diarias estúpidas interfieran con tus relaciones. Solo haz lo mejor que puedas.

  • Vive de forma sencilla.
  • Ama generosamente.
  • Habla honestamente.
  • Trabaja diligentemente.

Entonces suelta y deja lo que debe ser, SER.

#10. Comienza a hacer lo que es correcto para Ti también. 

Recuerda, si te preocupas demasiado por lo que piensen los demás, de alguna manera, siempre serás su prisionero.

No puedes vivir toda tu vida por otra persona. A veces tienes que hacer lo que es correcto para ti, incluso si alguien que te importa no está de acuerdo.

#11. Deja de necesitar estar siempre en lo cierto. 

A veces debemos elegir estar equivocados, no porque realmente estemos equivocados, sino porque valoramos nuestra relación más que nuestro orgullo.

#12. Comienza a preguntarte: “¿Esto lastimará a alguien que me importa de alguna manera?” 

La conclusión es que no puedes seguir lastimando a alguien una y otra vez y esperar que te amen y te respeten.

#13. Deja de enfocarte en la belleza exterior todo el tiempo. 

Mira la belleza interior. Al final, las personas no son tan hermosas como se ven, caminan o hablan. Son tan hermosos como aman, como les importas, y como comparten. También, una pequeña fórmula para tener en cuenta para ti mismo: Trato + Confianza + Honestidad= Belleza

#14. Empieza a notar las pequeñas cosas. 

Presta especial atención a aquellos que te interesan. Es agradable cuando un amigo recuerda cada pequeño detalle de ti. No porque sigas recordándolos, sino porque prestas atención y cuidado.

#15. Deja de presionar a los demás para que hagan cosas o para  a quienes te presionan.

 Se paciente. Que la gente decida por sí misma. Estar dispuesto a esperar es un signo de verdadero amor y amistad. Cualquiera puede decir que se preocupa por ti, pero no todos te esperarán.

#16. Comienza a usar tu voz para levantar a otros. 

Permite que tu voz inspire a las personas todos los días tanto que piensen para sí mismos: “Tengo tanta suerte, tengo una vida tan buena”. Deja que tu voz sea lo que encienda un fuego en los demás y los mantenga en movimiento incluso cuando duele. Deja que tu voz sea la que escuchan en sus sueños que les dice que eres muy amado, que tanto te quieren, que eres un regalo especial y que eres digno.

#17. Deja de tomar las cosas personalmente. 

Pase lo que pase en una relación, sin importar cómo se comporte la gente, simplemente no tomes las cosas personalmente. Nada de lo que hacen los demás es por ti; es por ellos. Sus acciones son el resultado directo de sus pensamientos, sentimientos y emociones. 

#18. Empieza a dejar que los errores honestos se deslicen. 

Muchas relaciones fracasan porque pasamos más tiempo señalando los errores del otro y no tenemos suficiente tiempo para disfrutar de la compañía del otro. Por eso recuerda que TODOS cometemos errores … Si no puedes perdonar a los demás, no esperes que los demás te perdonen.

#19. Deja de ser dramático. 

Pasa menos tiempo chismeando sobre problemas y más tiempo ayudándote a sí mismo y a otros a resolverlos. Manténte alejado del innecesario drama de la gente y no crees el tuyo.

#20. Comienza a perdonarte a ti mismo por el dolor que causaste en el pasado. 

La gente puede perdonar más de lo que puedes imaginar, pero tú también tienes que perdonarte. Suelta lo que es amargo y sigue adelante.

#21. No dejes que tus expectativas se interpongan en el camino de tu amor. 

El amor es simplemente amistad sin expectativas injustas. Es un entendimiento silencioso, una confianza mutua y un compromiso de compartir y perdonar. Es la lealtad a través de buenos y malos tiempos. Te conformas con menos que la perfección y haces concesiones a las debilidades humanas.

#22. Comienza a ser honesto acerca de cómo te sientes. 

Recuerda, ser honesto no siempre te dará muchos amigos, pero siempre te dará los correctos.

#23. Deja de pasar tiempo con aquellos que continuamente te menosprecian. 

No dejes que nadie te haga sentir que no mereces las cosas buenas que suceden en tu vida. Te mereces ser feliz. Mereces vivir una vida que te emocione. No dejes que nadie te haga olvidar eso. Rodéate de personas que te hacen una mejor persona, aquellos que te inspiran a ser tu mejor yo.

#24. Comienza a darte toda la aprobación que necesitas. 

Dilo: “Soy quien soy y no se necesita tu aprobación”. Solo sé tú mismo y deja que las personas adecuadas te amen de verdad. Encuentra personas que te respeten tanto como tú a ellos. Estar con aquellos que están felices y orgullosos de tenerte tal como eres.

#25. Deje de decir “sí” cuando quiera decir “no”. 

No siempre puede estar de acuerdo. Así es como la gente se aprovecha de ti. A veces hay que establecer límites claros. 

#26. Comienza a comunicarte claramente. 

No trates de leer las mentes de otras personas, y no hagas que otras personas intenten leer la tuya. La mayoría de los problemas, grandes y pequeños, dentro de una familia, amistad o relación comercial, comienzan con una mala comunicación. Alguien no está siendo claro.

#27. Deja de hacerlo todo sobre ti. 

Las personas más exitosas en las relaciones más exitosas están buscando maneras de ayudar a otros. Las personas con menos éxito todavía se preguntan: “¿Qué hay para mí?”

#28. Comienza a vivir con 100% de integridad. 

No hagas trampa. Se fiel. Se amable. ¡Haz lo correcto! Es una forma menos complicada de vivir. La integridad es la esencia de todo éxito. Cuando rompes las reglas de integridad, invitas serias complicaciones a tu vida. Mantén la vida simple y placentera haciendo lo que sabes en tu corazón que es correcto.

Y, por último, recuerda que las buenas relaciones no solo suceden; toman tiempo, paciencia, compromiso y dos personas que realmente quieren trabajar para estar juntas.

Tu turno…

¿Qué te ha ayudado a simplificar tus relaciones? 

O … ¿En cuál de los consejos anteriores necesitas trabajar? 

Deja un comentario a continuación y comparte tus pensamientos e ideas.

Leave a Comment